Cuando decimos que no hay nada como regalar “experiencias” nos referimos a esto.

Hace unos días nos escribieron las amigas de Lucía, querían regalarle algo muy especial para su 15 cumpleaños, y habían pensado en una sesión de fotos de todas juntas. ¡¡¡Me encanta!!! les dije… nunca lo olvidará.

Creo que ha sido una de las sesiones mas divertidas que hemos hecho, casi dos horas de sesión, en las que no paramos de reir. Pasaron de la vergüenza a la naturalidad en milésimas de segundo.

Os dejamos, para mí, la mejor foto de la sesión 🙂

Shares
Share This